Translate

31 de agosto de 2012

Consejos para escribir un blog de empresa atractivo


Incluir un blog en el sitio web de nuestra empresa tiene varias ventajas. Es una forma sencilla de proporcionar contenido fresco y actualizado (algo que a los robots de los buscadores les gusta mucho), nos permite tener un sitio donde comunicar todos los aspectos que creamos relevantes sobre nuestro negocio y generar una relación con nuestros clientes más allá de las transacciones comerciales. Sin embargo, proveer de contenidos una bitácora y conseguir que esta resulte interesante a nuestro público objetivo no siempre es fácil.


Para evitar que nuestro trabajo de mantenimiento del blog sea en vano, hay ciertas recomendaciones básicas que debemos seguir si queremos que los visitantes lean aquello que exponemos y que vuelvan a visitarlo cada vez que publicamos un nuevo post.


En primer lugar, debemos tener en cuenta la temática sobre la que hablaremos. En un blog de empresa podemos tratar tanto asuntos propios de la empresa (localización, productos y servicios, novedades y cambios) así como otros aspectos que no sean directamente sobre nosotros pero siempre intentando que estén relacionados con nuestro sector de actividad y los intereses de los clientes.


El tipo de lenguaje empleado en la redacción de nuestros artículos también es importante. Debemos procurar que esté escritos en un tono informal y cercano que resulte fácil de leer. Evita las frases demasiado largas y en su lugar opta por oraciones sencillas y cortas. Además, es primordial cuidar que tanto la ortografía como la gramática. No transmitiremos una buena imagen de nuestra empresa si el blog está repleto de errores gramaticales o faltas de ortografía.


En cuanto a la extensión de nuestros artículos, debemos recordar la máxima “lo bueno, si breve, dos veces bueno”. Nuestros clientes seguro preferirán un post claro y conciso que un tedioso artículo que requiera mucho tiempo para leerlo. Si el tema que queremos tratar necesita ser explicado en profundidad, la mejor opción es dividirlo en varios artículos más cortos y espaciarlos en el tiempo. De esta manera conseguiremos que el lector vuelva a visitar nuestra web para seguir informándose sobre el asunto de manera periódica.


Por último, no debemos olvidar que no sólo de texto se alimenta un blog. Incluir fotografías, vídeos y gráficos en nuestros artículos es una buena forma de apoyar nuestras argumentaciones y conseguir que los post que publiquemos llamen la atención a los lectores.


Esperamos que estas pequeñas indicaciones os ayuden a que el blog de vuestro negocio tenga el gancho suficiente para que los lectores quieran dedicarle el tiempo necesario y así conseguir los objetivos para los que se creó.


Más información en Activa Internet: Consejos para escribir un blog de empresa atractivo






via Activa Internet http://www.activainternet.es/consejos-escribir-blog-empresa-atractivo/

No hay comentarios:

Publicar un comentario